El Hombre Cancer de The X-Files Resurge

El Hombre Cáncer de ‘The X-Files’ resurge


Publicado por The New York Times – Enlace al artículo original

Escrito por Jeremy Egner

24 de Enero, 2016

 

La última vez que vimos al Hombre Cáncer, en el final de la serie “The X-Files”, en 2002, vivía como un gurú en un antiguo asentamiento Anasazi, en Nuevo México. O al menos lo hizo, hasta que un par de helicópteros lo hicieron explotar y lo hicieron añicos a él, al parecer poniendo fin a su carrera como conspirador nefasto de la historia y el ocultador primordial de todas las verdades que pueden, de hecho, estar ahí fuera.

“Morí al final de la temporada 9, así que qué podrían hacer?” William B. Davis, el actor que lo interpreta, dijo recientemente. “Yo no tenía muchas esperanzas de volver”.

Pero allí estaba él en los momentos finales del estreno del domingo de la nueva mini-serie “The X-Files”, confortablemente refugiado en un lugar no revelado, fumando a través del  agujero de su traqueotomía. Se lo veía maltratado, pero muy bien para un hombre cuyo rostro los espectadores vieron ser incinerado por un misil hace 14 años. Él aparecerá en dos de los restantes cinco nuevos episodios, y cualquier idea acerca de lo que ha estado haciendo, o cómo todavía está entre nosotros, tendrá que esperar hasta entonces. “Hay algunas relaciones que se han desarrollado que los espectadores podrían encontrar sorprendentes” es todo lo que Mr. Davis va a decir.

Nativo de Toronto, Mr. Davis no parecía destinado a convertirse en un supervillano de ciencia ficción en la televisión. Un actor de escenarios de formación clásica que ha trabajado con gente como Laurence Olivier y Albert Finney, fue contratado inicialmente por “The X-Files” en su mayoría para fumar cigarrillos Morley (en realidad fuma cigarrillos de hierba) amenazantemente en el fondo. Sin embargo, su actuación y el interés de los fans instó a los productores a expandir el rol en uno que ahora aparece regularmente listado entre los malos más memorables de la televisión. Con los años el Hombre Cáncer, como se le conoce popularmente – como el diablo, él tiene muchos nombres – sin piedad manejó la principal conspiración alienígena de la serie, sacrificando a su esposa para experimentos extraterrestres, disparándole a su propio hijo y boicoteando repetidamente al Agente Mulder, el héroe del programa, que, en un giro Vaderesco, se reveló más tarde que es hijo biológico del Hombre Cáncer.

Después de “The X-Files”, Mr. Davis actuó en series como “Continuum” y enseñó en el Centro Davis William para Estudio de Actores en Vancouver, Columbia Británica, que fundó en la década de 1980. (Ahora es parte del Instituto Media Arts de Vancouver). También escribió un libro de memorias, “Donde hay humo …: Reflexiones de un hombre fumador”, el nombre de un episodio popular de “The X-Files”.

El imaginó que el Hombre Cáncer se había ido para siempre después de haber sido dejado fuera de “The X-Files: Creer es la clave”, del año 2008, la segunda película de la franquicia. Así que se puso muy contento al ser invitado de nuevo, aunque en menor grado por las cuatro horas de maquillaje que ahora lleva ponerlo como el personaje. “Todavía tengo esperanzas de que la magia de la ciencia se librará de la traqueotomía”, dijo.

El llamó recientemente para reflexionar de nuevo sobre el atractivo perdurable de “The X-Files” y su personaje. Estos son extractos de la conversación.

P. No ha sido el Hombre Cáncer desde 2002. ¿Es aún como montar en bicicleta, o tuvo que volver a ajustarse a él?

R. Han pasado muchos años, pero parece encajarme como un guante, para ser honesto. No tengo ninguna dificultad para meterme de nuevo en él.

P. ¿Es eso en absoluto preocupante, teniendo en cuenta que es un supervillano?

R. ¡Y yo soy realmente una persona agradable! No sé por qué me queda tan bien. [Risas] Tal vez me permite hacer las cosas que siempre he querido hacer, pero nunca pude. Solía divertirme un montón haciendo visitas a las universidades, en las que dejaba sentado que nadie comprendía el show. Ellos piensan que Mulder es el héroe, pero entendieron mal: yo soy el héroe. Mulder es el tipo que va a echar todo a perder.

P. En la proyección debut, en la Convención “Comic Con” en Nueva York, tal vez los aplausos más fuertes se produjeron cuando apareció el Hombre Cáncer. ¿Por qué cree que ha resonado tanto con los fans?

 

El Hombre Cancer de The X-Files Resurge
William B. Davis en la premiere de la mini-serie de “The X-Files”, de Fox, este mes en Los Angeles. © Kevin Winter/Getty Images

 

R. Es bueno escuchar eso. Obviamente los villanos son fascinantes para el público. Sugieren un poder y una fuerza y un peligro, y en este caso el peligro no está claro. No sabemos muy bien qué poder tengo. Y, por debajo de eso, hay un ser humano que ha sufrido enormemente, pero no sé si el público se engancha con eso o si simplemente no les importa. Es sorprendente la cantidad de gente más joven me encuentro en las convenciones – toda una especie de auge de fans “X-Files” ha crecido. No se cuán grande que es, pero es ciertamente comprometida y activa.

P. Usted se formó como actor de teatro. ¿Qué se siente ser más conocido como uno de los malos en un programa de televisión de ciencia ficción?

R. Yo ciertamente nunca hubiera adivinado eso cuando era un joven director de teatro y mis principales ambiciones eran realizar un festival importante de Shakespeare. Pero ha hecho grandes cosas por mí, no sólo por su visibilidad, sino también por el tiempo de pantalla que me dio – la cantidad de práctica me ayudó a convertirme en un mucho mejor actor. Hay una tendencia a que la gente me vea como esa clase de papel, pero personalmente no soy así en absoluto, así que no es tan difícil para mí verme como otra cosa. Acabo de actuar de un abuelo amable en un programa [de Hallmark Channel] llamado “Signed, Sealed, Delivered”, por ejemplo.

P. ¿Qué episodios centrados en el Hombre Cáncer de “X-Files” eran sus favoritos?

R. Siempre me ha gustado “Talitha Cumi”, que me dio un montón de cosas que hacer, desde  debates filosóficos hasta sugerencias acerca de las relaciones con la madre de Mulder, etcétera. Por supuesto, “Reflexiones de un hombre fumador”. [El episodio que lo encuentra manipulando acontecimientos mundiales claves y matando líderes como John F. Kennedy y el Rev. Dr. Martin Luther King Jr., estaba destinado a ser un gran cuento dentro de la narrativa, más que hechos reales.] Fue un episodio muy impresionante, aunque fue un poco difícil unir esta breve historia con el personaje que conducía esta conspiración. Pero a los fans no parece importarle.

P. ¿Por qué cree que “The X-Files” ha seguido resonando?

R. Obviamente, la relación entre Mulder y Scully, las historias de miedo, fue simplemente buena televisión. Creo que hay algo en el espíritu de la época de los años 90, nos estábamos alejando de lo que pensábamos era la pura verdad y entrando en el mundo de la digitalización, el mundo posmoderno de “Tu verdad es tu verdad; mi verdad es mi verdad”. No hay realidad pura, y por lo tanto un show acerca de lo que es real y lo que no es real, de alguna manera, ha capturado la imaginación. Los tiempos han cambiado, y cómo resuena ahora, no lo sé. En los años 90 se convirtió, como sabemos, en un evento mundial. ¿Va a estar a ese nivel ahora? Lo dudo. Pero sin duda podría vivir como televisión de entretenimiento.

P: El mayor reto de su personaje ahora podría ser encontrar un lugar en el que realmente lo dejen fumar.

R. [Risas] Podría ser. Me imagino que todavía va a fumar donde quiera que tenga que hacerlo.

Deja un comentario